En verano, las terrazas y los lugares al aire libre apetecen mucho pero cuando llega el invierno todos solemos decantarnos por los sitios cerrados. ¿Tienes la terraza abarrotada en verano, pero luego en invierno no hay nadie? Hay un montón de posibilidades que pueden hacer que se llene en los días de frío. ¡Descúbrelas!

Cómo aumentar las posibilidades de éxito los 365 días del año

1. Climatiza tu espacio al aire libre

La climatización es fundamental a la hora de aumentar las visitas en las épocas más frías del año. Carpas, toldos y pérgolas, un suelo de poliestireno, calefactores y estufas especiales para la noche… Hay muchas posibilidades. Verás la inversión recompensada en muy poco tiempo.

2. Acondiciónala para fumadores

Es importante que haya un espacio reservado para fumadores en las terrazas. Puedes poner carpas plegables a coste muy barato.

3. Ponla al sol

Es importante que cambies su orientación según la época del año. En invierno debes potenciar la zona de más sol. Evita, además, las partes más húmedas o frescas.

4. No te olvides de una buena iluminación

¿A quién le apetece sentarse al aire libre con una iluminación triste cuando cae la tarde en invierno? No te olvides de aumentar la luz de la misma en esta estación del año. Elige una luz amarilla para la pared y velas, lámparas de suelo y de mesa para crear una sensación de confort.

5. Cambia la decoración según la época del año

Cuando llega el invierno a todos nos apetecen los lugares más acogedores. Si quieres que tu espacio de verano se convierta en una zona agradable durante el invierno, añade algunos textiles, como cojines, y accesorios en tonos beige y tierra. Escoge el blanco para dar luz. También puedes poner alguna maceta o plantas trepadoras.

6. No te olvides de la buena comida y el buen servicio

Si eres conocido por la calidad de tu comida y el buen servicio que ofreces, tendrás visitas todo el año. Busca siempre los mejores productos. Confía en Toni Negre S. L., con más de 20 años en la distribución de productos refrigerados, congelados y frescos. También puedes optar por poner una barbacoa. Suele ser un buen reclamo, y es que ¿a quién no le gusta una buen asado? Además, solo el calorcito y el olor que desprende invitan a sentarse.

7. Hilo musical

Si a pesar de todas estas ideas sigues pensando que tu espacio exterior no es lo suficientemente agradable en invierno, opta por poner un poco de música agradable y en un tono bajoRelaja y da la sensación de un lugar acogedor y amable. Sin duda, la música invita a sentarse.

8. Escucha a tus visitas

Es muy importante que estés atento a las necesidades de tus visitantes. Subir y bajar estoresencender las estufasregular la luz… Si atiendes las necesidades de todos, te ganarás una buena reputación y también el local lleno.

Si quieres aumentar las posibilidades de visita a tu terraza durante el invierno, no te olvides de estos tips. El éxito está garantizado.